Autoestima contingente

Picture of Jessica Davó García

Jessica Davó García

Autoestima contingente: Una de las cosas que los seres humanos hemos deseado, es tener una autoestima a prueba de todo, de poder con familias invalidantes, sobre todo con la sociedad en la que vivimos hoy en día, la cual exige la perfección, esto no es así, la percepción que solemos tener acerca de nosotros mismos suele ser contingente, a continuación, explicaremos qué es la autoestima contingente.

Autoestima contingente

En este sentido, relativamente, la ciencia tomaba la palabra autoestima de dos formas, quien la tenía alta, que son personas que pueden lograr absolutamente todo lo que se propongan, ya que se ven de una forma espectacular, y por otra parte, las personas que tienen la autoestima baja, son las que logran desarrollar algún tipo de trastorno psicológico, a pesar de esto, actualmente, podríamos decir que la autoestima fluctúa y que en ocasiones, no basta simplemente con tenerla alta para ser completamente feliz en la vida.

Qué es la autoestima contingente y cómo nos afecta

La autoestima contingente se refiere a la idea que tenemos de nosotros mismos y que se ve afectada por diferentes factores externos. Es cuando nuestro valor personal y nuestra satisfacción dependen de ciertos logros, reconocimientos o de la aprobación de otros. Esto puede llevarnos a vivir en una constante búsqueda de cumplir con expectativas que muchas veces son impuestas por otros o por nosotros mismos, condicionando así nuestra felicidad y bienestar emocional.

Debido a ello, es que existen casos de personas que por ejemplo, pueden tener una idea de ellos mismos completamente perfecta en un ámbito laboral, pero por el contrario, pueden sentir cierta inseguridad en cuanto a su imagen física, todos los seres humanos en algún momento de nuestra vida hemos caminado por esa cuerda floja, la cual se refiere el constructor psicológico de la autoestima, siempre existen áreas que se encuentran más débiles y espacios al mismo tiempo, en los que nos podemos encontrar como pez en el agua y nos defendemos a la perfección.

Sin embargo, al mismo tiempo, es imposible dejar a un lado algo innegable, y es que las creencias que normalmente construimos acerca de nosotros mismos, son contingentes y siempre dependen de todo lo que nos rodea, familia, amigos, profesores o incluso redes sociales, en nuestro día a día todo lo que observamos, vemos son cosas que queremos tener o comprender esto en su totalidad, es de suma importancia para poder tener en cuenta a qué mensajes podemos darle valor y a qué otros no.

Comparaciones Sociales

Autoestima contingente

Normalmente, cuando una persona suele tener altos niveles de contingencia, es mucho más propensa a compararse constantemente con publicaciones o cosas en las redes sociales, que hagan lucir la apariencia como resultado de esto, regularmente, suelen sentirse inferiores, este tipo de comparaciones en cuanto a la apariencia física se hacen desde lo que percibimos en la apariencia de otras personas.

De igual manera, esas personas que constantemente tienen su autoestima en específico basado en el cumplimiento de distintas normas y expectativas que se rigen por un factor social y las comparaciones sociales que se relacionan con la apariencia, pueden afectar directamente la autoestima que tiene el individuo.

    autora jessica 150

    ¡Contáctame, Si quieres mas información!





    Asimismo, esto puede ir tanto de una forma positiva, como negativa, en la positiva tenemos las comparaciones sociales en el aspecto físico y mantener cierto nivel de autoestima, sin embargo, no podemos olvidar la parte negativa, y es que es la más común, ya que las comparaciones sociales que se relacionan con lo físico pueden ocasionar que el autoestima baje, así como también el valor que tiene la persona de sí mismo, normalmente, las mujeres con autoestima con estándares culturales, y es por eso, que suelen verse mucho más afectadas por estas comparaciones sociales, más que todo cuando no sienten que son lo suficientemente atractivas.

    Aunado a ello, hoy en día en un mundo donde los medios de comunicación se han encargado de popularizar ciertos estándares de belleza, que son poco realistas en el caso de las mujeres, y la comparación que dan los medios de comunicación, pueden ocasionar que una persona con una contingencia alta, tenga ciertos sentimientos de insuficiencia, ya que no se va a sentir al mismo nivel, y eso es tan perjudicial en ocasiones, que mejor tipo de ejemplos de belleza, que los que son completamente inalcanzables tanto para el hombre como para la mujer promedio.

    Cabe destacar, que también es importante resaltar que no todos los individuos reaccionan de la misma manera, ya que no todos se pueden ver afectados por poco realista, los medios y las comparaciones con las personas que lo rodean, recordemos que la autopercepción de la apariencia es cuando el individuo mide su propia belleza y en el caso de las mujeres que no tienen una buena autopercepción de su apariencia, es el caso en el que estamos hablando de mujeres que se encuentran insatisfechas, imágenes ideales de mujeres a través de los medios de comunicación.

    Explorando la autoestima no contingente y sus beneficios

    En contraste con la autoestima contingente, la autoestima no contingente es aquella que se mantiene constante y no depende de factores externos. Es decir, se basa en un sentido de valor personal que no flaquea ante el éxito o el fracaso en distintas áreas de la vida. Personas con autoestima no contingente tienden a tener un mejor bienestar emocional, ya que su sentido de valía no está en constante evaluación basada en la percepción externa o en logros específicos.

    Ejemplos de autoestima no contingente pueden ser encontrados en individuos que mantienen una perspectiva positiva y aceptan sus defectos sin que estos afecten su autoconcepto. Estas personas pueden experimentar decepciones o críticas sin que esto altere significativamente su autoestima. Algunos ejemplos de autoestima no contingente incluyen:

    • Una pérdida en una competencia deportiva es vista como una oportunidad para aprender, en lugar de una amenaza para la autoimagen.
    • Recibir críticas en el trabajo es tomado como una herramienta para el crecimiento personal, no como un reflejo del valor como persona o profesional.
    • Aceptar el físico propio con sus imperfecciones, comprendiendo que la apariencia no define la valía individual.

    Estos ejemplos demuestran la importancia de cultivar una autoestima que se sostenga desde adentro y que sea resistente a las opiniones y situaciones externas.

    Ingresa ya y conoce más de la Depresión Infantil

    Contingencia en la familia y redes sociales

    Autoestima contingente

    La autoestima contingente hace que los individuos vivamos constantemente en guardia con todo lo que esto ocasiona, en donde nos damos cuenta que ciertas relaciones o situaciones pueden afectar nuestra forma de identificarnos, establecemos vínculos con otras personas esperando que estas afectan o no dañen y que actúan como una especie de agentes validadores de nuestro autoconcepto y autoimagen.

    En este sentido, es muy probable y frecuente que se llegue a la edad adulta y es justo allí, donde nos damos cuenta de cómo nuestro núcleo familiar de cierto modo, ha contribuido a que se consoliden distintas inseguridades que tenemos, esto ocasiona que en la medida de lo posible busquemos otras contingencias, es decir otras personas que nos puedan nutrir y que nos hagan de cierto modo, sentimos como más seguro y protegidos.

    Por otra parte, es importante hacer énfasis que es imposible no ver o señalar, cómo las redes sociales y el mundo digital pueden de cierto modo moldear y ponen en jaque a la autoestima de muchos jóvenes, podríamos incluso llegar a decir que son el principal factor de contingencia en este siglo XXI. Todo lo que son los likes, los seguidores al individuo, sino que también pueden revelar cuánto valor tenemos para los demás, y la verdad es que esto es algo que puede llegar a ser preocupante.

    Menos contingencia y más autoestima verdadera

    Autoestima contingente

    Cuando hablamos de esta contingencia o autoestima contingente, podríamos decir que se puede encontrar y se ha encontrado presente en nosotros en algún momento de nuestra vida, y es que, como seres humanos, somos seres sociales, y dependemos de cómo nos traten o vean las demás personas.

    Aunado a ello, en ocasiones el simple hecho de perder un trabajo puede que nos afecte de una forma muy notable el autoestima, así como también ser traicionado por nuestros amigos, por nuestra pareja, entre otras razones, son aspectos que afectan a nuestra autoestima directamente, y siempre van a existir ciertos puntos de inflexión que afectan este constructor lógico, ya sea en un mayor o menor grado, pero la pregunta realmente es, se puede liberar por completo al ser humano de esa dependencia externa, y la verdad es que la respuesta es no, ya que no se puede del todo.

    Sin embargo, se puede intentar fortalecer la autoestima verdadera y que ésta sea mucho más fuerte, mucho más resistente y que no sea tan dependiente de los demás. Es por ello, que, para lograr una autoestima verdadera, existen ciertas dimensiones que se deben desarrollar, las cuales se detallan, a continuación:

    • Autorrespeto: Debemos intentar recordarnos a nosotros mismos que somos personas que merecemos muchísimo ser cuidadas, valoradas y respetadas, este tipo de dimensiones en específico es importante que las aportes tú, primero que nada, ya que es un suministro que no debe faltar nunca en la vida de un individuo, debes prestarte atención y ponerte a ti primero por encima de sobre todas las cosas.

     

    • Autoaprobación: Consiste en la importancia de que recuerdes que todo lo que tú eres, y que la forma en la que eres, está completamente bien, es importante que apruebes todo, tu forma de ser, tus necesidades, tus competencias, tus fortalezas y sobre todo tu imagen física, puede que existen ciertas cosas de ti que no sean de tu agrado y esto es completamente normal y entendible, pero en lugar de rechazarlo, lo recomendable es aceptarlo porque eso es lo que te hace único y especial.

     

    • Resiliencia: Pueden existir distintas adversidades pero es muy común que como cualquier ser humano, cometas errores y que habrán días en los que quizás todo vaya marchando muy mal, pero tu autoestima poco a poco va forjándose mucho más fuerte, si aceptas ese tipo de inclemencias, te adaptas, facilitar un cambio, ya que eso es clave, debes permitirte sentir y desarrollar tu resiliencia, para que puedas obtener una satisfacción de ese proceso y crecer como persona, y al mismo tiempo fortalecer tu autoestima.

    Sin embargo, la autoestima siempre ha sido un tema muy difícil de tocar, y es que es algo bastante delicado en el ser humano, cuando hablamos de la autoestima contingente tampoco hablamos de un tema sencillo ya que nosotros, en algún momento hemos sido contingentes, ya sea por nuestros padres, por las redes sociales, o las cosas que percibimos del mundo, que en ocasiones nos hacen sentir inferiores, a sentir diferentes y la verdad es que no debemos compararnos con las demás personas.

    Para finalizar, debemos agregar que no debemos vivir nuestras experiencias o las cosas que queremos en nuestra vida, en base a lo que las demás personas tienen o viven, ya que cada persona es única, cada persona vive su proceso, es importante fortalecer nuestra autoestima, recordemos que en dado caso de que exista ciertos problemas de autoestima que afecta en tu bienestar emocional, nunca está demás acudir con un profesional de la salud mental, quien te brinde las herramientas necesarias para poder mejorar en esta área.

    Referencias Bibliográficas

    Camaiora Chiappe, Giulia. «Dependencia emocional y autoestima general y contingente a las relaciones de pareja en mujeres adultas en una relación de pareja de Lima Metropolitana.» (2018).

    Marrone, Daniela Bergesch D’Incao, and Claudio Simon Hutz. «Motivación Académica y Autoestima Contingente: Relación con la Satisfacción de La Vida, La Esperanza y el Optimismo.» Avaliação Psicológica 18.4 (2019): 419-428.

    Roca, E. L. I. A. «Autoestima sana.» Una visión actual, basada en la investigación (2013).

    Conoce ya qué es la Dependencia Emocional

    Tipos de Celos

    Diferentes tipos de Celos

    Normalmente, se conoce que los Celos, son un fenómeno muy frecuente en los seres humanos, sin embargo, es imposible entenderlos ...
    ¿Cómo formar la Autoestima?

    Autoestima Baja

    La Autoestima puede variar mucho a lo largo de nuestra vida, es que esta misma va a depender del nivel ...
    cuando las personas sufren de dependencia emocional

    Dependencia Emocional

    La Dependencia Emocional, para muchas personas puede ser un término conocido, sin embargo, muy pocos conocen el significado exacto que ...
    Déficit de Atención

    Déficit de Atención

    En algún momento de nuestra vida hemos oído hablar acerca del trastorno de déficit de atención, el cual es un ...
    Altruismo Eficaz

    Altruismo Eficaz

    El término Altruismo Eficaz, quizás es un término que no hayamos escuchado mucho a lo largo de nuestra vida, sin ...
    ¿Qué son los Trastornos Emocionales?

    ¿Qué son los Trastornos Emocionales?

    Desde hace muchos años hemos escuchado hablar de los Trastornos Mentales o Emocionales, siendo esto una gran gama de condiciones, ...

    ¿Quieres Hablar conmigo?

    Déjame tus datos y me pondré en contacto contigo en la mayor brevedad posible

    Nuestros post más leídos

    Entradas relacionadas

    Picture of Jessica Davó García

    Jessica Davó García

    Graduada en Educación Infantil por
    la Universidad Católica, San Antonio de Murcia (UCAM), graduada en Psicología por la Universidad Miguel Hernández de Elche (UMH), especializada en Trastornos
    del Espectro Autista y Atención Temprana.

    8 comentarios en «Autoestima contingente»

      • ¡Totalmente de acuerdo! Las comparaciones sociales son un veneno para nuestra autoestima. Pero, ¿sabes qué? No deberíamos dejarnos afectar por lo que los demás piensen de nosotros. La verdadera confianza proviene de nuestro interior, no de las opiniones de los demás. ¡Ánimo, tú vales mucho!

    Deja un comentario